Trump ‘empuja’ al dólar a 22.14 pesos en bancos

 

 

 

Al inicio de la sesión, la moneda mexicana enfrenta señales encontradas provenientes del ámbito internacional, aunque la dirección principal en el resto de la jornada estará dada por el contenido de la primera conferencia oficial que dará Donald Trump, todavía como presidente electo de Estados Unidos.

 

El dólar interbancario se vende en 21.84 unidades a las 8:30 horas tiempo del centro de México, de acuerdo con información publicada por Bloomberg. En el día, el peso pierde 0.16 por ciento.

 

En ventanilla de los bancos, el dólar se vende en 22.14 pesos, cifra mayor a los 22.10 del cierre de ayer reportado por Citibanamex.

 

En lo que va de la jornada, el tipo de cambio presenta un máximo en 21.9511 unidades a las 6:40 horas tiempo del centro de México, mientras que el mínimo se coloca en 21.7424 a las 0.55 de la madrugada.

 

Hasta ayer, la moneda mexicana había acumulado tres mínimos históricos en este todavía ‘joven’ 2017 y es también la segunda moneda más castigada, solamente detrás de la lira turca.

 

Este miércoles el rumbo que tome el peso mexicano estará marcado en buena parte por el contenido de la conferencia de Donald Trump que dará en Nueva York a las 11:00 horas locales, 10:00 horas tiempo del centro de México.

 

Trump ha hecho de México su ‘blanco preferido’ de su política exterior de tipo proteccionista y antiinmigrante, factores que han efectado negativamente a la moneda mexicana.

 

En lo que va de la jornada, el peso mexicano enfrenta el embate de un dólar fuerte en el mercado internacional. En el lado positivo, encuentra la moderada recuperación en los precios del petróleo, aunque su comportamiento todavía puede ser volátil, a la espera de cifras sobre inventarios.

 

El índice que mide la evolución del billete verde frente a una canasta de 10 divisas sube 0.30 por ciento.

 

El West Texas Intermediate sube 0.89 por ciento a 51.27 dólares por barril, mientras que el Brent aumenta 1.12 por ciento a 54.24 dólares.

 

En México se dio a conocer que la actividad manufacturera, una de las más ligadas al sector exportador, creció 4.3 por ciento de acuerdo a cifras desestacionalizadas, por arriba del 2.7 esperado, de acuerdo con una encuesta levantada por Bloomberg.

 

La jornada se puede caracterizar por una fuerte volatilidad, dependiendo sobre todo del denominado ‘efecto Trump’.

 

Fuente: periódico el financiero, secc. mercados del miércoles 11 de enero de 2017

 

 

Banco Mundial ve menos inversión en México por Trump

 

La inversión en México disminuirá en 2017 a causa de la incertidumbre política en Estados Unidos, lo que contribuirá a una desaceleración en el crecimiento económico del país, afirmó el Banco Mundial.

 

En su informe “Perspectivas económicas mundiales: escasa inversión en tiempos de incertidumbre”, el organismo prevé que la economía mexicana crecerá 1.8 por ciento en 2017, por debajo del 2.8 por ciento que estimó en junio del año anterior. Para el cierre de 2016 el pronóstico es de 2.0 por ciento.

 

“No obstante, se considera que en este país el consumo privado será más sólido, gracias a la baja inflación, el bajo nivel de desempleo, el aumento de los salarios reales y el gran caudal de remesas”, apuntó el organismo en su informe.

 

Por su parte, la OCDE indicó en una evaluación sobre México que el crecimiento podría contenerse en 2017 y 2018, debido principalmente a la inversión y la confianza de los consumidores a raíz de la incertidumbre sobre la futura política estadounidense.

 

Sin embargo, la economía podría beneficiarse del estímulo fiscal esperado en Estados Unidos, el cual aumentaría la demanda por importaciones, detalló el organismo.

 

James Salazar, subdirector de análisis económico de CIBanco, indicó que independientemente de que se concreten las amenazas de Trump sobre una renegociación o salida del TLCAN, muchos de los proyectos de inversión estarán en modo de espera, lo que provocará una caída de la inversión extranjera directa.

 

“Si estamos suponiendo que el año 2016 cerró con una inversión extranjera directa de entre 25 y 28 mil millones de dólares, es muy probable que para 2017 veamos niveles por debajo de los 20 mil millones de dólares, es decir, entre 15 y 18 mil millones”, dijo.

 

Para el economista en jefe de Scotiabank, Mario Correa, el escenario global se ha complicado y al día de hoy el nivel de incertidumbre es “radicalmente elevado”.

 

“Estamos considerando que habrá efectos negativos en la inversión, inclusive en la extranjera directa, derivado de la alta incertidumbre que hay en el entorno mundial”, añadió.

 

POLÍTICAS EN EU, UN RIESGO

El Banco Mundial prevé que la economía global acelerará su crecimiento de un 2.3 por ciento en 2016 a 2.7 por ciento en este año, pero advirtió que la incertidumbre derivada de la orientación de las políticas de las principales economías ensombrece esta perspectiva.

 

“Un periodo prolongado de vacilación podría dilatar el lento crecimiento de la inversión que está refrenando a los países de ingreso bajo, medio y alto”, indicó. Prevé que el PIB de EU se acelere a 2.2 por ciento, desde el 1.6 por ciento calculado para 2016, impulsado por las políticas fiscales.

 

“A corto plazo, unas políticas fiscales más expansivas en EU podrían suponer un crecimiento mayor en ese y otros países, pero los cambios en materia comercial y en otras políticas podrían neutralizar esos beneficios”, indicó Ayhan Kose, director del Grupo de Perspectivas de Desarrollo Económico.

 

Un elevado nivel de incertidumbre en las principales economías también podría repercutir negativamente en el crecimiento mundial”, agregó el funcionario.

 

Los países desarrollados elevarán su crecimiento de 1.6 a 1.8 por ciento, entre 2016 y 2017, mientras que en las economías en desarrollo pasará de 3.4 a 4.2 por ciento.

 

Fuente: periódico el financiero, secc. economía del miércoles 11 de enero de 2017

 

 

 

Banxico tiene par de ‘ases bajo la manga’ para defender al peso

 

El Banco de México quiere sacar al peso de sus mínimos récords, pero está quedando acorralado tras gastar 2 mil millones de dólares la semana pasada sin mucho efecto.

 

Las recientes ventas de dólares no están haciendo mucho por impulsar la moneda, las reservas internacionales están disminuyendo y los economistas esperan que los estrategas suban las tasas de interés de nuevo en febrero tras realizar cinco alzas el año pasando.

 

Aunque algunos analistas dicen que México podría ofrecer como alternativa permutas en dólares o aumentar su línea de crédito con el Fondo Monetario Internacional (FMI), advierten que agotar las reservas no es una buena opción, porque podría socavar la confianza de los inversionistas e intensificar la liquidación del mercado.

 

Las transacciones están drenando las reservas internacionales que llegaron a un máximo récord hace dos años.

 

La semana pasada Banxico vendió dólares por primera vez desde febrero luego de que el peso cayó a un mínimo desde su redenominación en 1993 debido a los temores sobre la política comercial de Estados Unidos. Tras un alza que duró poco tiempo, el peso extendió su peor desempeño entre las 16 monedas principales en lo que va de 2017.

 

El ritmo de las ventas de dólares “no es sustentable ni es probable que funcione”, dijo Christian Lawrence, estratega de tasas y tipo de cambio en Rabobank en Nueva York. “Es muy difícil para un país fortalecer una moneda”.

 

Ricardo Medina, portavoz del Banxico, se negó a hacer comentarios sobre la estrategia del banco para apuntalar al peso.

 

Si la volatilidad de la moneda continúa, el Banco Central podría ofrecer permutas de dólares porque no tienen un efecto directo sobre las reservas y ofrecen protección de cobertura, según Goldman Sachs Group.

 

Negociar una extensión de la línea de crédito del FMI también sería una decisión en la dirección correcta, dijo Andrés Jaime, analistas de Barclays.

 

México cuenta con 176 mil 500 millones de dólares en reservas internacionales, o 260 mil millones de dólares en total contando la línea de crédito flexible del FMI, según BNP Paribas. Eso le da un colchón de 40 mil millones de dólares para gastar en intervenciones.

 

Si bien los inversores respaldarían cualquier medida del Banxico capaz de proteger la moneda sin reducir sus reservas, su confianza no se recuperará completamente hasta que el presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, aclare un poco la política comercial, dijo Mark Dow, fundador de Dow Global Advisors en Laguna Beach.

 

Antes de las elecciones, Trump hizo campaña prometiendo cancelar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), reprimir la inmigración ilegal y construir un muro a lo largo de la frontera al sur solventado por México.

 

Estados Unidos representa el 80 por ciento de las exportaciones del país latinoamericano.

 

“La gente tiene miedo a lo que podría hacerle Trump a México y a su estilo de negociación, el cual, como se confirmó estos últimos días, es que te pegue algunas veces en la cara incluso antes de sentarse a la mesa con él”, dijo Dow, execonomista del FMI.

 

Fuente: periódico el financiero, secc. mercados del miércoles 11 de enero de 2017