Insiste IP en deducir prestaciones al 100%

 

 

afectadosHuracán

 

 

Representantes del sector empresarial solicitaron ayer en la Cámara de Diputados modificar las leyes fiscales y de ingresos para permitir la deducibilidad al cien por ciento del pago en prestaciones a los trabajadores.

Durante una reunión con legisladores de la Comisión de Hacienda, Pablo Mendoza, presidente de la Comisión Fiscal del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), indicó que la no deducibilidad significa una pesada carga fiscal que impacta en los planes de inversión.

“En materia de prestaciones laborales, sin lugar a dudase es la deducción más importante del sector; desde hace dos años la deducibilidad ha quedado muy limitada, de 53 y 47 por ciento.

“Lo que estamos buscando es que, por lo menos, las prestaciones de ley (sean deducibles). No puede ser que por el hecho de pagar un salario, el aguinaldo parcialmente sea no deducible, no puede ser que unas horas extras parcialmente sean no deducibles”, mencionó.

Mendoza expuso ante legisladores y académicos que al sector empresarial le preocupa una modificación -incluida en el paquete económico de 2017 que la Secretaría de Hacienda remitió a la Cámara baja el pasado 8 de septiembre- que a los nuevos negocios les condiciona la devolución del IVA hasta que se generan ingresos.

“Diferir el derecho de acreditar y, en su caso, devolver todos estos IVA pagados en periodos preoperativos, hasta el momento que se obtengan ingresos, está inhibiendo a la inversión productiva; no se está generando la seguridad jurídica y es un tema que preocupa”, señaló.

Humberto Portilla, presidente de la Comisión Fiscal de la Confederación de Cámara Industriales (Concamin), planteó quitar el tope a las deducciones personales en pago de servicios medico y colegiaturas, debido a que esto afecta el bolsillo de la mayoría de las familias.

“El año pasado hubo una limitación para estas deducciones de 15 por ciento de los ingresos del contribuyente. Hay familias que pueden tener una persona con alguna enfermedad que requiera una inversión y esta limitación afecta sus bolsillos.

“Sentimos que en las colegiaturas no habría una distinción entre un jefe de familia que tiene que sostener a un hijo, y aquel que tiene más de uno. La propuesta es que se pudiera dar una deducción dependiendo del número de dependientes que tenga la persona física”, señaló.

En el mismo sentido se pronunció Enrique Solana, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco), pues dijo que esto no estimula a que los negocios infórmales se regularicen y den de alta a sus trabajadores.

“La no deducibilidad está desincentivando la formalidad del empleo”, señaló.

 

Fuente: Reforma