Carga movilizada por ferrocarril creció 38.6% en una década: ARFT

 

carga-movilizacion-ferrocarril

 

La carga movilizada por ferrocarril en México creció 38.6% en 10 años, al pasar de 90.3 millones de toneladas en 2009 a 125,2 millones de toneladas en 2019, el equivalente a una tasa de crecimiento anual compuesta del 2.3%.

 

Estas cifras forman parte del Anuario Estadístico Ferroviario 2019, publicado por la Agencia Reguladora del Transporte Ferroviario (ARFT) de México, documento en el que también se compara el reparto modal de transporte carretero y ferroviario.
En este rubro, el ferrocarril en México movilizó el 25.6% del total de toneladas-kilómetro que se registraron en 2019. Esta cifra representa un incremento del 6.5% en su participación entre 1994 y 2019, comportamiento similar al de países como Canadá, Alemania e India.
Productos industriales se mueven más por ferrocarril
El informe destaca que el transporte de productos industriales en toneladas vía ferrocarril representó el 47.3% del total movilizado, superando al acumulado de los siguientes tres grupos de productos (46.6%): Agrícolas (25.2%), Minerales (12.8%), y Petróleo y sus derivados (8.6%).

En la última década, en el país también se reportó un importante alza en las exportaciones de vehículos automotores, al pasar de 0.8 millones de toneladas transportadas en 2009 a 4.7 millones de toneladas en 2019, es decir, el incremento total fue del 461.7%.
Seguridad, el principal desafío para la carga movilizada por ferrocarril

La ARFT precisó que la seguridad operativa y pública continúa siendo el desafío más importante para el desempeño del ferrocarril en México y el transporte ferroviario nacional.

En 2019 se redujeron 7.41% los reportes de actos vandálicos, robos y demás eventos relacionados con la seguridad. Los accidentes en los cruces a nivel ferroviarios, no obstante, se incrementaron 5.8% en 2019 al registrarse 805 eventos.
Con estas cifras, México superó en 2019 al conjunto de accidentes reportados por toda la Unión Europea en dicho año.

 

Fuente: The logistics world